Informe Especial de Antonio Margariti: Macri debería tener una buena teoría
MACRI DEBIERA TENER UNA BUENA TEORÍA PARA LOGRAR: “UNIDAD de MANDO, COHERENCIA y EFICACIA de GESTIÓN”.



LEER INFORME COMPLETO: http://www.atlas.org.ar/upload/18584007724.pdf


Introducción
Jacques Rueff, autor de la restauración económica de Francia con el “franco Poincaré” (1926) y del posterior resurgimiento francés al liquidar su  “eterna inflación  y el impasse del gasto público”  con De Gaulle en la Vª Republique (1958)  confesó que el secreto de ambos  programas era  uno sólo: “infundir confianza”.
            Decía Rueff (1):  “Creer en el éxito de un plan, explicarlo de modo que todos lo entiendan y tener fe en la capacidad de quienes conducen la economía son los secretos indispensables cuando las situaciones se tornan críticas. Porque  cuando Júpiter quiere perder a un pueblo, le manda gobernantes pragmáticos: hombres de ocasión.
Ellos gobiernan para el día a día, no saben  investigar con profundidad la situación, no logran penetrar en la intimidad de los problemas sociales  y no se dan cuenta de lo que está pasando.
Pero cuando aparece alguien que sabe extraer enseñanzas de la realidad, que advierte dónde está el meollo de las cuestiones, cuál es el conjunto de los fenómenos y  cómo  son los verdaderos impulsos que mueven a la gente y a las cosas, entonces ese dirigente necesariamente debe apoyarse en una teoría siempre que esa teoría sea verdadera y exitosa.  
Allí está el hombre de Estado y no el oportunista o impostor, que parecen una cosa y son otra y, que al final,  no son nada. Allí está el hombre que tiene sentido de grandeza para poder salvar a su país. Por eso, debemos desconfiar de los hombres   prácticos.
Siempre, fundamentalmente necesitamos de una teoría o de una buena doctrina, que es tanto como conseguir alcanzar la imaginación y el talento que se precisan para solucionar los problemas que nos abruman”.


LEER INFORME COMPLETO: http://www.atlas.org.ar/upload/18584007724.pdf